Copy
Ver este correo en el navegador
Newsletter

SEMES-RCP   07




Marzo 2015
 
En este número abordamos los siguientes temas:

- ¿MEJORA LA AMINOFILINA LA SUPERVIVENCIA DE LA PARADA CARDIACA EXTRA-HOSPITALARIA EN PACIENTES CON BRADI-ASISTOLIA?
- DISEÑO DE UN PROGRAMA DE RECERTIFICACION EN SVB: DISCUSION EN PEQUEÑO GRUPO VS. METODO "PRACTICAR MIENTRAS SE MIRA”
- ¿SE ASOCIA EL USO DE ADRENALINA DURANTE LA PARADA CARDIACA CON UN PEOR PRONÓSTICO?
- CARACTERÍSTICAS DE LA FIBRILACION VENTRICULAR (FV) EN RELACION CON LA ETIOLOGIA CARDIACA Y EL ÉXITO DE LA DESCARGA: UN ANALISIS DE LA ONDA DE FV EN PACIENTES CON DESFIBRILADOR AUTOMÁTICO IMPLANTADO (DAI)
- ECOGRAFÍA TRANSTRAQUEAL PARA CONFIRMAR LA INTUBACIÓN ENDOTRAQUEAL EN LA PCR
- PARADA CARDIORRESPIRATORIA EN LA INFANCIA
- IDENTIFICACIÓN DE LA TÉCNICA DE MANIOBRA VAGAL ÓPTIMA PARA MAXIMIZAR EL TONO VAGAL
ASOCIACIÓN ENTRE HIPEROXIA Y RESULTADOS TRAS PARADA CARDIACA
¿MEJORA LA AMINOFILINA LA SUPERVIVENCIA DE LA PARADA CARDIACA EXTRA-HOSPITALARIA EN PACIENTES CON BRADI-ASISTOLIA?

Andrew Jervis, MD Eddy Lang, MDCM, CFPC (EM). Does Aminophylline Improve Survival for Out-of-Hospital Bradyasystolic Arrests in Adults? . An Emerg Med 2015;65(1):30-31

http://ow.ly/JBQhX

Revisado por: Francisco Socorro Santana. Hospital Universitario Insular de Gran Canaria.

Los autores hacen una búsqueda de las bases de datos  mas relevantes: CENTRAL, MEDLINE, EMBASE, CINAHL, Plataforma de Registros Internacionales de Ensayos Clínicos, entre otras.
Los criterios de selección incluyeron ensayos controlados aleatorios que compararon la administración de aminofilina intravenosa con placebo intravenoso en pacientes adultos que reciben SVCA estándar en paradas no traumáticas, normotérmicas, y bradiasistólicas.
La hipótesis de partida establece el posible papel de la aminofilina en los ritmos no desfibrilables. La bradi-asistolia definida como la ausencia de actividad eléctrica cardiaca confirmada en más de 1 derivación o la actividad eléctrica sin pulso con menos de 60 latidos / min, es el ritmo inicial más común en el paro cardíaco extra-hospitalario (asistolia 35.7% a 51.3%). La supervivencia global de ritmos "no desfibrilable" se estima en menos del 3%. Para contrarrestar los efectos de la adenosina endógena, la aminofilina se presupone que mejora la supervivencia de tales ritmos.
No hubo un efecto claro sobre los objetivos secundarios (supervivencia al ingreso hospitalario: riesgo relativo (RR) 0,92 IC 95% 0,61-1,39; para el RCE: (RR 1,15; IC del 95%: 0,89 a 1,49).
La aminofilina no se encontró que tuviera un efecto estadísticamente significativo en la supervivencia al alta hospitalaria (RR 0,58; IC del 95%: 0,12 a 2,74). De los 5 ensayos, sólo 1 tenía poder estadístico adecuado para detectar una diferencia significativa en las tasas de eventos de RCE.

No hubo diferencia significativa entre la aminofilina y el placebo para el RCE. Debido a que el RCE es un requisito previo para los otros resultados de supervivencia, es poco probable que un nuevo estudio demuestre un beneficio significativo de supervivencia en el entorno extra hospitalario.

Existe escasez de información sobre la administración de aminofilina de manera precoz en el  post-paro cardíaco. Aunque actualmente no hay evidencia para el uso de la aminofilina en paradas en bradi-asistólia, los efectos de la administración de aminofilina a tiempo después de un paro cardiaco son todavía desconocidos. Dados los pobres resultados de supervivencia de paradas en bradi-asistólia, se necesitan más investigaciones que implique el uso de aminofilina precozmente en la reanimación de estos pacientes.
DISEÑO DE UN PROGRAMA DE RECERTIFICACION EN SVB: DISCUSION EN PEQUEÑO GRUPO VS. METODO "PRACTICAR MIENTRAS SE MIRA”

Ji Ung Na, et al. Basic life support skill improvement with newly designed renewal programme: cluster randomised study of small-group-discussion method versus practice-while-watching method. Emerg Med J 2014;31:964-969


http://emj.bmj.com/content/31/12/964.abstract

Revisado por: Verónica Almagro González. SAMUR-Protección Civil de Madrid. Coordinadora Madrid Programa SEMES-RCP.

Tras la publicación de las Guías 2005 para RCP y ACE, la AHA actualizó su sistema de video-instrucción de SVB (BLS) basado en el método de “mirar y luego practicar”, sustituyéndolo por el  “practicar mientras se mira” (PWW). Esta metodología de enseñanza utiliza vídeos para la demostración de las habilidades de SVB de una forma estandarizada, lo que limita las explicaciones teóricas de los instructores y la variabilidad en sus demostraciones. Los autores de este estudio cuestionan la efectividad de este sistema en los cursos de recertificación de competencia en SVB, que emplean un video similar al utilizado en el entrenamiento inicial.

El objetivo de este trabajo fue comparar la efectividad de un programa PWW propio (similar al de la AHA) en los cursos de recertificación de SVB con un nuevo método basado en la grabación de los alumnos mientras realizan las habilidades de SVB y el debriefing posterior en pequeños grupos de 6 alumnos/instructor (SGD). En el periodo mayo-octubre de 2009 asignan a los alumnos, profesionales de un centro hospitalario de 3er nivel en Seúl (Corea del Sur) que han  recibido entrenamiento inicial en SVB con su programa PWW,  de forma aleatoria en los dos programas de entrenamiento. Pre-test y post-test son iguales (demostración práctica de RCP por un reanimador), así como la práctica de RCP con DEA, variando solo el módulo de 1 h de SVB del adulto. La efectividad se mide con maniquíes de simulación (habilidades en las compresiones torácicas: frecuencia, profundidad y tiempo sin compresiones) y con el test modificado de Cardiff V.3.1 (resto de habilidades). Se realiza encuesta de satisfacción final en ambos programas.

De los 2169 alumnos (grupo personal sanitario-enfermeros y grupo de personal no sanitario), 1061 recibieron entrenamiento con el SGD y 1108 con el PWW. Si bien hubo un mejor desempeño de las habilidades de compresión con ambos programas, fue significativamente mayor (p<0,01) en ambos grupos con el SGD. Para el resto de habilidades el desempeño también fue superior con ambos programas y en ambos grupos, pero solo estadísticamente superior (p<0,01) con el programa SGD en el grupo de profesionales sanitarios.

Los autores concluyen que en los cursos de recertificación, la visualización del desempeño por el alumno y el posterior debriefing conducen a un entrenamiento más efectivo basado en la autoevaluación y el aprendizaje reflexivo.
¿SE ASOCIA EL USO DE ADRENALINA DURANTE LA PARADA CARDIACA CON UN PEOR PRONÓSTICO?

Dumas, F.; Bougouin W.; Geri G. et al. Is Epinephrine During Cardiac Arrest Associated With Worse Outcomes in Resuscitated Patients? J Am Coll Cardiol. 2014;64(22):2360-67. doi:10.1016/j.jacc.2014.09.036


http://content.onlinejacc.org/article.aspx?articleID=2020181

Revisado por: Carlos Alonso Blas. Hospital Universitario Puerta de Hierro-Majadahonda. Secretario General del Programa SEMES-RCP

Aunque el empleo de adrenalina en la PCR se ha demostrado como esencial para alcanzar el retorno a la circulación espontánea (RCE), la influencia negativa de este fármaco en el pronóstico neurológoico en la posparada está siendo muy debatido. Este estudio firmado por Dumas et al se centra en estudiar el empleo prehospitalario de adrenalina y el grado de recuperación funcional en pacientes con PCR extrahospitalaria (PCEH) en que se logra alcanzar RCE.

Se incluyeron todos los pacientes con OHCA en que se produje RCE con éxito y que ingresaron en un centro sanitario especializado en PCR, a lo largo de un periodo prolongado (de enero de 2000 a agosto de 2012). Se codifico el empleo de adrenalina como variable (si/no) y la dosis (0mg, 1 mg, 2-5 mg y >5mg). Un resultado favorable al alta se codificó usando la categoría de Cerebral Performance Category (CPC) 1 o 2. Se realizaron análisis multivariantes de regresión logística y apareamiento.

De 1556 pacientes seleccionados, 1134 (73%) recibieron adrenalina; de estos, 94 (17%) tuvieron un resultado favorable al alta, versus 255 de 422 pacietnes (63%) en el grupo que no fue tratado con adrenalina (p<0.001). Esta asociación de la adrenalina con un pronóstico negativo se constataba independientemente del tiempo de PCR o de las intervenciones realizadas a nivel hospitalario. Comparado con las victimas de POCR que no recibieron adrenalina, las odds ratio ajustadas para una supervivencia sin secuelas fue 0.48 (95% [CI]: 0.27 -0.84) con 1 mg de adrenalina, 0.30 (95% CI: 0.20 - 0.47) para 2-5 mg de adrenalina, y 0.23 (95% CI: 0.14 to 0.37) al usar >5 mg de adrenalina. La administración tardia de adrenalina se asoció con un peor pronóstico.

En esta amplia cohorte de pacientes con PCEH que alcanzaron RCE, se cosntarta que el uso prehospitalario de adrenalina se asocia consistentemente en todos los subgrupos con una menor supervivencia, una asociación que muestra correlacion con la dosis y al margen de las intervenciones que se desarrollan a posteriori.

Puede verse la gráfica que ilustra el articulo aquí.
CARACTERÍSTICAS DE LA FIBRILACION VENTRICULAR (FV) EN RELACION CON LA ETIOLOGIA CARDIACA Y EL ÉXITO DE LA DESCARGA: UN ANALISIS DE LA ONDA DE FV EN PACIENTES CON DESFIBRILADOR AUTOMÁTICO IMPLANTADO (DAI)

Bonnes J.L., Keuper, W., Westra S.W. et al. Characteristics of ventricular fibrillation in relation to cardiac aetiology and shock success: A waveform analysis study in ICD-patient

http://www.resuscitationjournal.com/article/S0300-9572%2814%2900782-5/abstract  Resuscitation. 2015;86(1):95-99

http://dx.doi.org/10.1016/j.resuscitation.2014.10.003

Revisado por: Carlos Alonso Blas. Hospital Universitario Puerta de Hierro-Majadahonda.

La morfologia de la onda de fibrilación ventricular (FV) se asocial con la duración de la  PCR y la susceptibilidad a que la desfibrilación tenga éxito. En pacientes portadores de DAI, la aparición de una FV permite que se pueda estudiar en sus características iníciales. Este estudio de Bonnes et al correlaciona la onda de FV con la presencia de enfermedad cardiaca (considerada como presencia o ausencia de cardiopatía isquémica previa o IAM) y con el éxito en la descarga.

Para ello, se realiza un estudio retrospectivo en una cohorte de pacietnes portadores de DAI que tuvieron una descarga apropiada. Entre estos 117 (63%) tenían un IAM previo y 69 (37%) no. Los registros intracardiacos de la inducción de FV fueron estudiados mediante un análisis de Fourier. En los pacientes con IAM previo, la frecuencia fundamental y el índice de organización de la señal de FV fue significativamente menor que en aquellos sin IAM previo [4.9 Hz ± 0.6 vs. 5.2 Hz ± 0.6 (p = 0.005) y  56% ± 10 vs. 60% ± 9 (p = 0.001), respectivamente]. No hubo asociación significativa entre las características de la FV y el éxito en la desfibrilación llevada a cabo por el DAI.

La conclusión es que, en consonancia con los estudios levados a cabo en animales, la presencia de IAM previo se asocia con ondas de FV más lentas y menos organizadas. En la cohorte estudiada, sin embargo, ello no supuso diferencias en cuanto al éxito de las terapias administradas.
ECOGRAFÍA TRANSTRAQUEAL PARA CONFIRMAR LA INTUBACIÓN ENDOTRAQUEAL EN LA PCR (I)

Transtracheal ultrasound to confirm tracheal intubation in cardiopulmonary arrest. Emerg Med J 2014;31:1026

doi:10.1136/emermed-2014-204339.2


http://emj.bmj.com/content/31/12/1026.abstract

Revisado por: José Antonio García Fernández. Médico de Urgencias del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA, Oviedo) y Profesor Asociado de Ciencias de la Salud del Departamento de Biología Funcional, Área de Fisiología de la Universidad de Oviedo.

Esta referencia es un Informe de la mejor evidencia disponible sobre el empleo de ecografía transtraqueal (ETTq) para comprobar la intubación traqueal en PCR.

Mediante una estrategia de búsqueda correcta en Medline, Embase y Cochrane encontraron 260 artículos relacionados, de los que consideraron solo uno de ellos relevante y de suficiente calidad para el asunto que se estaba estudiando. Este artículo de Chou et. al. publicado en Resuscitation en 2013 al que hacen referencia en el informe se comentará a continuación.

El informe concluye que el uso de ETTq para determinar la colocación endotraqueal de los tubos mediante la búsqueda de una imagen ecográfica de cola de cometa está bien establecido y este artículo revisado comprueba su utilidad en situaciones reales de PCR donde otras técnicas como capnografía o capnometría son menos eficaces. No se estudian otras técnicas ecográficas distintas de la transtraqueal (movimientos diafragmáticos o deslizamiento pulmonar)
ECOGRAFÍA TRANSTRAQUEAL PARA CONFIRMAR LA INTUBACIÓN ENDOTRAQUEAL EN LA PCR (II)

Chou HC, Chong KM, Sim SS, Ma MH, Liu SH, Chen NC, et. al. Real-time tracheal ultrasonography for confirmation of endotracheal tube placement during cardiopulmonary resuscitation. Resuscitation. 2013 Dec;84(12):1708-12. doi: 10.1016/j.resuscitation.2013.06.018. Epub 2013 Jul 9.

http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/23851048

Revisado por: José Antonio García Fernández. Médico de Urgencias del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA, Oviedo) y Profesor Asociado de Ciencias de la Salud del Departamento de Biología Funcional, Área de Fisiología de la Universidad de Oviedo.

Estudio prospectivo observacional desarrollado en Taiwan sobre 89 pacientes con PCR (edad 24-98). El estudio se realizo con 3 Médicos Residentes de Urgencias Senior entrenados con supervisión de un especialista que practicaron ETTq durante e inmediatamente después de la inserción del tubo traqueal para comprobar su posición, durando la mayoría de los scaning 10 o menos segundos. Se excluyeron las lesiones cervicales severas, los tumores del cuello y la cirugía del cuello (incluida traqueostomía). El Gold-standard para la intubación traqueal se definió como la auscultación bilateral de ruidos respiratorios con una adecuada onda de capnografía y una capnometría de > 4 mm Hg de ECO2 tras al menos 5 respiraciones. Se consideró que la presencia de una única interfase aire-mucosa con una imagen ecográfica de cola de cometa confirmaba el emplazamiento traqueal del tubo.

Hubo 7 casos de intubación traqueal. Este estudio concluye que la ETTq para determinar la correcta posición del tubo traqueal tiene una sensibilidad del 100%, especificidad del 86%, valor predictivos positivo del 99% y un valor predictivo negativo del 100%.

Así pues, la ETTq parece una excelente técnica para comprobar la posición del tubo traqueal en PCR, pero se debe tener en cuenta que es bastante dependiente de la habilidad y experiencia del que la realiza y que no es perfecta ya que no detecta casi un 8% de intubaciones esofágicas.
PARADA CARDIORRESPIRATORIA EN LA INFANCIA

López-Herce JL, del Castillo J, Cañada S, Rodríguez-Núñez A, Carrillo A y Grupo de Estudio de la Parada Cardiorrespiratoria en la Infancia. Artículo original: Parada cardiaca pediátrica intrahospitalaria en España. Rev Esp Cardiol 2014; 67:189-195.

http://ow.ly/JBOY1

Revisado por: José Antonio García Fernández. Médico de Urgencias del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA, Oviedo) y Profesor Asociado de Ciencias de la Salud del Departamento de Biología Funcional, Área de Fisiología de la Universidad de Oviedo.

Estudio prospectivo observacional de 200 niños  (1-18 años) que sufrieron PCR intrahospitalaria entre Diciembre de 2007 y Diciembre de 2009 en 24 hospitales de 11 comunidades autónomas de España para estudiar sus características y factores pronósticos

En un 74% de los pacientes tuvieron recuperación de la circulación espontanea y un 41% sobrevivó al alta hospitalaria. Los factores que encontraron que aumentaban la mortalidad en los análisis uni y multivariante fueron el peso superior a 10 kg, el tratamiento con fármacos vasoactivos en perfusión continua antes de la parada, la sepsis y la enfermedad neurológica como causas de la parada cardiaca, la necesidad de tratamiento con adrenalina, bicarbonato y expansión de volumen, y una duración mayor de 20 minutos de la RCP y los antecedentes hematooncológicos.

Los autores comparan este estudio con uno similar realizado por el mismo Grupo hace 10 años y encuentran  una importante mejoría en la supervivencia al alta hospitalaria, pasando del 25,9% al actual 41%.  Los autores opinan que este aumento de supervivencia podría deberse a la mejoría de la formación en RCP de los profesionales que las atienden, a la implantación de las Recomendaciones de 2005 y a la mejoría de la organización hospitalaria para su atención. Respecto a los factores más importantes relacionados con la mortalidad encontraron que fueron la duración de la RCP y la necesidad de tratamientos como la adrenalina, el bicarbonato y la expansión con fluidos, hechos coincidentes con el estudio previo.
IDENTIFICACIÓN DE LA TÉCNICA DE MANIOBRA VAGAL ÓPTIMA PARA MAXIMIZAR EL TONO VAGAL

Smith G, Broek A, Taylor D, Morgans A, Cameron P. Identification of the optimum vagal manoeuvre technique for maximising vagal tone. Emergency Medicine Journal. 2014;32(1):51-54.

http://emj.bmj.com/content/32/1/51.abstract

Revisado por: Francisco Javier Acebedo Esteban. SAMUR-Protección Civil de Madrid

Este estudio intenta demostrar la técnica más efectiva: Maniobra de Valsalva (MV) o la maniobra de Reflejo de Inmersión (RI) para generación de tono vagal.

Se utilizaron adultos sanos voluntarios universitarios entre 18-56 años, que se encontraban en ritmo sinusal (RS). Los participantes realizaron los tres ensayos de cada técnica, de forma aleatoria, con una grabación continua del su EKG. Los participantes fueron aleatorizados a MV (en posición supina o de Tremdelembrug) y el RI (en posición supina o sentada) de manera secuencial.

Se utilizaron adultos sanos voluntarios universitarios entre 18-56 años, que se encontraban en ritmo sinusal (RS). Los participantes realizaron los tres ensayos de cada técnica, de forma aleatoria, con una grabación continua del su EKG. Los participantes fueron aleatorizados a MV (en posición supina o de Tremdelembrug) y el RI (en posición supina o sentada) de manera secuencial.

El RI ha demostrado su utilidad para terminar con una TSV por su capacidad de retrasar la conducción en el nodo AV. La MV se sabe que es capaz de generar episodios hipotensivos cuando se realiza en pacientes en pie, por tanto, se recomienda la postura supina. EL RI incrementa el tono vagal pero no existe una técnica estandarizada para su aplicación, aunque en muchos estudios se ha aplicado un paquete de hielo en la cara o se ha sumergido ésta en un recipiente con agua helada.

El estudio se realizó mediante medidas repetidas. Se trató de un ensayo clínico sobre voluntarios adultos sanos (18 a 60 años) de un campus universitario, con RS inicial y buena salud. Excluyendo aquellos que tomaban cualquier medicación de forma regular o que tuvieran algún diagnóstico de enfermedad cardiovascular o respiratoria.

Para la MV, los participantes soplaban a través de un tubo conectado a un esfigmomaómetro para mantener la presión a 40 mmHg durante 15 segundos. Para el RI, los participantes se aplicaban una bolsa de gel frío (temperatura media de 4,2º) sobre la cara durante 30 segundos mientras estaban sentados en un silla o acostados en decúbito supino. Durante cada medida, se grabó el ritmo EKG en DII.

La comparación de la diferencia del intervalo medio R-R entre la MV (en supino) y la MV (en Trendelemburg) sugería la no existencia de una diferencia estadísticamente significativa entre las posiciones. Tampoco hubo diferencia significativa entre el cambio de la frecuencia cardiaca según las posiciones entre el RI (en supino) y en RI (sentado), aunque se encontró un incremento significativo del intervalo R-R. La MV (en supino) produjo una mayor diferencia significativa del intervalo medio R-R y de la diferencia de frecuencia cardiaca con respecto al RI (en supino).

La  MV y el RI son utilizados de manera rutinaria como medios seguros y efectivos para intentar terminar con una TSV en el ámbito prehospitalario y la medicina de emergencia. Este estudio demuestra que la MV es la más efectiva para maximizar el tono vagal, provocando un descenso significativo en la frecuencia cardiaca de los voluntarios, resultando como la maniobra vagal de elección. No se mantiene la evidencia de que la MV realizada en Trendelemburg sea más efectiva. Tampoco este estudio mantiene que el RI provoque una mayor generación de tono vagal.
ASOCIACIÓN ENTRE HIPEROXIA Y RESULTADOS TRAS PARADA CARDIACA


Elmer J, Scutella M, Pullalarevu R, Wang B, Vaghasia N, Trzeciak S, Rosario-Rivera BL, Guyette FX, Rittenberger JC, Dezfulian C, For the Pittsburgh Post-Cardiac Arrest Service (PCAS). The association between hyperoxia and patient outcomes after cardiac arrest: analysis of a high-resolution database. Intensive Care Med (2015) 41:49–57
DOI 10.1007/s00134-014-3555-6.


http://icmjournal.esicm.org/journals/abstract.html?v=41&j=134&i=1&a=3555_10.1007_s00134-014-3555-6&doi=

Revisado por Andrés Pacheco Rodríguez. Gerencia Regional de Urgencias, Emergencias y Transporte Sanitario (GUETS) /SESCAM Servicio de Salud Castilla La Mancha. Ambulancia Medicalizada. Tomelloso (Ciudad Real).

En este estudio prospectivo, se analiza de forma retrospectiva una muestra correspondiente a un solo centro. Se incluyen enfermos consecutivos, en parada cardiaca, que sobrevivieron y fueron ventilados mecánicamente durante ≥ 24 horas, tras la parada cardiaca. Entre Octubre 2008 y abril 2010.

 La principal exposición fue la tensión arterial de oxígeno (PaO2) categorizada horariamente durante 24 horas, como Hiperoxia grave (>300. mmHg), moderada o probable Hiperoxia (101-299 mmHg), normoxia (60-100 mmHg) o hipoxia (<60 mmHg). En caso de que no se dispusieran de estos valores, se utilizaron la Saturación de Oxígeno probable Hiperoxia (SpO2 = 100 % y FiO2 >0.4), normoxia (si SpO2 = 90-99 %, o 100 % si FiO2 = 0.4) e hipoxia (si SpO2 <90 %). Se aplica una regresión logística múltiple y una no ajustada, para analizar la asociación entre la exposición al oxígeno y la supervivencia al alta. También se aplica una regresión logística para analizar la asociación entre la exposición al oxígeno y el resultado neurológico y la puntuación de la Evaluación del Fallo Orgánico Secuencial (SOFA, excluyendo el componente hepático), a las 24 horas. De un total de 232 enfermos, se excluyeron 48.

En los resultados se objetiva que de 184 incluídos (parada 43% en hospital y 57% en area prehospitalaria), en ritmo Fibrilación / Taquicardia Ventricular, el 38%, y tratados con hipotermia el 66% (0bjetivo 33ºC durante 24 horas, independiente del ritmo de Parada Cardiaca. Edad media 60 ± 16, varones 54%. De todos, el 36% se expusieron a una grave Hiperoxia, con una mortalidad global del 54%. Y se asoció a una disminución de la supervivencia tanto en el análisis no ajustado como en el ajustado [Odds Ratio (OR) ajustado para supervivencia 0,83 por hora de exposición, p=0.04]. La Hiperoxia moderada o probable no se asoció con supervivencia, pero sí con mejora de la puntuación SOFA de la Función Orgánica, a 24 horas. (OR 0.92, p=0.001).
Coordinador Newsletter. Vocal de actualización científica SEMES RCP : Francisco Javier García Vega
Secretario General del Programa SEMES-RCP:  Carlos Alonso Blas 
ECC BEAT : NEWS FROM AHA ACC INSTRUCTOR NETWORK

FEBRERO
Trámites administrativos: semestecnica@portalsemes.org
Información del programa: semesrcp@portalsemes.org

@RCPSEMES
Editado en Madrid por la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias - Programa SEMES-RCP. ISSN 2341-2925
Copyright © 2015 Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias, Todos los derechos reservados.


Darse de baja de la newsletter